Morenistas en cabildo apatzinguense eligen peor momento para «ajustes» nuevos impuestos: G. Guízar

Morenistas en cabildo apatzinguense eligen peor momento para "ajustes" nuevos impuestos: G. Guízar

 

 

Apatzingán, Mich.- El Ayuntamiento de Apatzingán eligió el peor momento para aplicar sus llamados ajustes inflacionarios a las tarifas de agua potable, pues se trata de una medida que aplicará en medio de una economía devastada por la pandemia por Covid-19, y por el cierre de negocios e incremento en el desempleo.

El ex presidente municipal, Genaro Guízar Valencia, expuso en entrevista que la mayoría de los integrantes del cuerpo colegiado se olvidó del pueblo al que juraron «amor eterno» en campaña, para darle mortal estocada «a las primeras de cambio».

Guízar Valencia considero que las conceptualizaciones están de sobra cuando el efecto es el mismo: un golpe al bolsillo de los apatzinguense, así que, «incrementos o ajustes inflacionarios», el resultado es el mismo: encarecimiento de impuestos y servicios a la ciudadanía, en el.momebrommenos indicado.

Agregó que, en este caso, el cabildo optó por la cómoda aprobación de la propuesta de Ley de Ingresos 2022, nutrida de decisiones inoportunas, que a final de cuentas afectan la economía de los trabajadores en tiempos en que se necesitan incentivos para salir adelante, «por tanto, mantener tarifas e impuestos vigentes, y hacerlo notar al pueblo, hubiera sido la política de gobierno más apropiada’.

Guízar Valencia puso el dedo en la llaga al señalar que «resulta sorprendente y decepcionante que la propuesta haya sido avalada por los regidores de Morena, ya que son los que siempre han aplaudido la política de ‘primero los pobres’ que tanto pregona Andrés Manuel López Obrador, y ahora resulta que la han cambiado por otra llamada ‘primero los sobres».

Con ello, los integrantes de la banca morenista en el cabildo, y los de Redes Sociales Progresistas enviaron un mensaje desolador a la ciudadanía

Añadió que «los incrementos en los impuestos y servicios son viables y necesarios, siempre y cuando el pueblo no viva en medio de la contingencia y la zozobra, por tanto el cabildo pudo haber esperado un tiempo prudente para promover las alzas o ajustes inflacionarios. El nombre es lo de menos. El efecto es el que aniquila».