Oxígeno hay; cilindros para reabastecer no, dice un distribuidor en Apatzingán

Oxígeno hay; cilindros para reabastecer no, dice un distribuidor en Apatzingán

 

Apatzingán, Mich.- Las empresas distribuidoras de oxígeno medicinal en el país cuentan con abasto del insumo destinado a enfermos, incluidos los que son afectados en este momento por el Covid-19, el problema radica en la escasez de envases o cilindros de recarga.

Así lo dio a conocer el propietario de la empresa “Electrodos de Apatzingán”, Javier Díaz Chávez, quien explicó que en la región se han agotado los recipientes de oxígeno medicinal debido al crecimiento de casos de Coronavirus en los cuales se requiere de ventilación artificial.

En detalle, dijo que cada negocio que expende oxígeno medicinal cuenta con un determinado número de cilindros para abastecer a hospitales, clínicas y sanatorios, en cuyo caso entregan un recipiente lleno a cambio de uno vacío, por lo que en condiciones normales de consumo no hay problema alguno para cumplir con la demanda.

Sin embargo, explicó que la multiplicación de enfermos por Covid-19 que son atendidos en sus casas, agotó la existencia de cilindros ya que hay personas que acuden a comprar oxígeno para sus enfermos, pero no cuentan con el envase o cilindro para entregar a cambio.

Tal situación, dijo Díaz Chávez, deriva en la entrega de cilindros a préstamo mediante la firma de un documento-compromiso para la devolución de los cilindros, empero los contratantes en ocasiones se niegan a regresarlos, o bien deciden pagar el costo del equipo en los ocho mil pesos que cuesta en el mercado, sin embargo eso provoca el desbastado de recipientes.

Díaz Chávez abundó al señalar que las empresas distribuidoras de oxígeno medicinal a nivel nacional sólo surten en venta pedidos de cilindros llenos a cambio de recibir el envase con carácter de retornable para, a su vez, hacer el reabastecimiento y continuar la distribución del insumo.

Recalcó que el problema de desabastó no es por falta de oxígeno, sino por falta de cilindros suficientes ante el creciente número de casos de Covid-19, pues la cifra de enfermos ha superado ampliamente el stock de los envases en circulación.