Se dispara el precio de la cerveza a más del 100%, en Apatzingán

Se dispara el precio de la cerveza a más del 100%, en Apatzingán

Apatzingán, Mich.- La cerveza en presentación de envase familiar retornable ha sido durante décadas la más popular de las bebidas de moderación, sin embargo su costo se incrementó en más del cien por ciento en los últimos días.
El paro al que fueron sometidas las fábricas de la bebida a base de lúpulo, cebada y levaduras, originó desabasto al grado de que, no obstante haber sido reactivadas dichas factorías, la cerveza sigue con una demanda que supera la producción y su costo ahora oscila entre los 50.00 y los 70.00 pesos.
La crisis de salud con origen en el Covid-19 o Coronavirus, provocó inactividad total en varios renglones de la productividad, sobre todo en los no básicos, como es la cerveza.
“Se considera que el consumo de cerveza no es básico en la dieta diaria para garantizar los niveles de nutrición necesarios para la subsistencia, sin embargo el mexicano y, concretamente, el apatzinguense, han hecho de esa bebida un producto básico por costumbre, pues se pretexta cualquier cosa para consumirla”, aseguró durante una plática sustentada el pasado mes de noviembre con estudiantes de la localidad, el médico Jorge Chávez Rojas, proveniente la ciudad de León, Guanajuato.
La situación de escasez del producto a causa de la pandemia del momento, hace que la cerveza se haya disparado en su precio hasta en más de un cien por ciento durante los últimos días.
Eso sí: no hay un criterio uniforme en su cotización, pues hay lugares en que se expende a 50.00 pesos cada botella de las llamadas “familiar” o “caguama”, hasta los 59.00, 60.00 y 70.00 pesos.
En la región del Valle de Apatzingán, como en otras de México, una canción es motivo para apetecer una “caguama”; un platillo de mariscos de inmediato sugiere al subconsciente una “bien helada cervecita”, aunque en esta época, “la calor” es el más convincente consejero para “echarse” un “misil”, una “bala de cañón”, unas “serpientes bien elásticas”, o simplemente unas “kawazakis” o “caguamas”.
Por ahora, la cerveza es elíxir de Dioses, para bolsillos “muy suficientes”, más que “para paladares exigentes”.