Se recrudece conflicto entre Úber y taxistas

Se recrudece conflicto entre Úber y taxistas

Morelia, Mich.- Luego de que el pasado 11 de febrero una unidad de Taxi Radio La Central, con bates de béisbol y piedras fue bandalizada por un grupo de sujetos enviado por la trasnacional Uber los integrantes de la Comisión Reguladora de Transporte (CRT), exigieron al gobierno del estado tome cartas en el asunto.
“Respetamos la legalidad y creemos en las instituciones pero también, sabemos defender nuestros derechos”, señalaron.
El vice presidente de la CRT, Pablo Salazar Villaseñor, dijo que junto con transportistas, acudiò a casa de gobierno porque, puntualizó, “la situación de falta de piso parejo para quienes somos cumplidos con lo que la ley nos obliga y los operativos para evitar que Uber continué actuando en la ilegalidad, hizo que la transnacional haya formado su grupo de golpeadores profesionales”.
Las consecuencias abundó Salazar Villaseñor, pueden ser perjudiciales para ambas partes si es que el gobierno en el ejercicio de su responsabilidad no busca la mejor solución para este problema que ya ha derivado en agresiones graves y lejos de resolverse cada día empeora. Aclaró también que fue la policía quien bloqueó las vialidades.
Recordó además que desde hace más de un año los transportistas han solicitado de manera reiterada que las autoridades correspondientes apliquen medidas eficaces a este problema a pesar de que la ley nos asiste a quienes cumplimos con los pagos de impuestos, “se ocupa de una cirugía mayor al problema y no de mejoralitos”.
También y a pregunta expresa sostuvo contundente que, “los transportistas no queremos hacer justicia por nuestra propia mano porque insisto somos gente que respeta a las instituciones pero al ver afectado nuestra herramienta de trabajo con las que sostenemos nuestras familias, nos veremos obligados a actuar en consecuencia.
Finalmente Salazar Villaseñor en nombre de los transportistas de la CRT y organizaciones aliadas, piden al gobierno del estado que no sea indiferente ante estas situaciones, “queremos sentarnos en una mesa de diálogo para pedirle tome cartas en el asunto y de soluciones pero no con mejoralitos porque la ilegalidad y hoy la violencia con la que actúa Uber, ocupa de cirugía mayor y que no nos den el avión”.