Sindicalizados abuchean a oradora por arremeter contra “ya sabes quién”

Sindicalizados abuchean a oradora por arremeter contra "ya sabes quién"

Apatzingán, Mich.- Una serie de abucheos por parte de contingentes sindicales cosechó una de las oradoras designadas por la Confederación de Trabajadores de México (CTM) durante el acto alusivo a El Día del Trabajo, por su insistencia a no votar “por ya saben quién” y sí inclinarse por respaldar “un mejor proyecto de nación”, al cual no puso nombre.

Esa fue la nota relevante de un evento que otrora era nutrido y rico en discursos y mensajes, que se celebró en el jardín a los Constituyentes de 1814, en presencia de las autoridades municipales representadas por el secretario del Ayuntamiento, Manuel Mercado Tovar, en el cual estuvo presente del secretario general de la organización de sindicatos obreros, Rodolfo Ceja Abarca.

Dentro de una central obrera dominada por la familia, el líder obrero estuvo acompañado por su hija, Julia Lila Ceja Canela, en tanto que el evento fue conducido por otro de sus hijos, Cuauhtémoc Ceja Calderón.

Allí, como oradora, Patricia Domínguez Madriz, dirigente del sindicato de meseros “Diana Laura Riojas Viuda de Colosio”, pronunció un historial acerca del origen de El Día de Trabajo, y en la segunda parte de su discurso lanzó consignas en contra de Andrés Manuel López Obrador, a quien calificó de populista porque “ofrece solución a todos los problemas del país, y solamente garantiza un gobi4rno autoritario”.

La oradora se dirigió en tres ocasiones hacia el tabasqueño al nombrarlo “ya saben quién”, por lo que fue abucheada por integrantes de dos sindicatos, uno de ellos perteneciente a la industria refresquera, quienes de esa manera desaprobaron los señalamientos de quien fue designada para dirigirse a la clase trabajadora.

Por su parte Leonardo Castellanos, dirigente de ese mismo sindicato refresquero, se lanzó en contra de los servicios deficientes y desbasto de medicamentos del Instituto Mexicano del Seguro Social, concretamente de la clínica regional de Apatzingán.

En otro apartado de su discurso exigió a las autoridades municipales respeto para el trabajo de los sindicalizados, principalmente de aquellos que sostienen una relación directa con el Ayuntamiento, como son los integrados por pepenadores y por aseadores de la vía pública.

Autoridades, dirigentes sindicales e invitados especiales montaron una guardia de honor y depositaron ofrenda floral ante el monumento a los Constituyentes de 1814, aunque en honor a los mártires de Chicago y a todos quienes dieron origen a los derechos de los trabajadores en el mundo.